Como parte fundamental de la conformación del nuevo Centro de Innovación y Formación Profesional de la CANIEM, el pasado viernes 10 de febrero, se instaló formalmente el Consejo Académico.

El Consejo está integrado por Carlos Anaya Rosique, presidente; Arturo Ahmed, director académico; y los consejeros Julio Sanz Crespo, Sonia Batres Pinelo, Diego Echeverría Cepeda, Jesús Anaya Rosique, César Augusto Pérez Gamboa (consejero externo) y Jorge Mondragón Reyes (consejero externo).

Este grupo de trabajo se encargará de la investigación y diseño del plan de formación continua del Centro de Innovación y Formación Profesional.

El Consejo Académico es uno de los primeros resultados de las labores del grupo de trabajo que se conformó para desarrollar el proyecto del, provisionalmente llamado, Centro de Innovación y Formación Profesional de la CANIEM.

A raíz de la realización del Foro de Innovación y Desarrollo para la Industria Editorial, que se llevó a cabo en septiembre de 2016, se detectaron diversas necesidades que permitieron marcar líneas de acción para modernizar el Centro de Capacitación de la CANIEM y convertirlo en un auténtico foco de desarrollo académico y de investigación.

El Consejo Académico sesionará semanalmente y sus trabajos se desarrollarán en cuatro fases que culminarán en septiembre.

Entre las labores del Consejo destacan “estudiar y decidir todos aquellos asuntos de orden académico y disciplinar que sometan a su consideración el presidente Académico, el director Académico y los directores de unidad académica. De igual manera, adoptar los métodos que se estimen convenientes para facilitar las actividades académicas y de investigación”. Por otro lado, el Consejo propondrá la creación, modificación y terminación de unidades y programas académicos, de investigación y de servicio.

En la sesión de instalación del Consejo se trazaron varias líneas de trabajo sobre las que se pretende desarrollar la labor del grupo. Destaca la necesidad de construir un plan estratégico que tenga como grandes puntales la Beca Juan Grijalbo y el Diplomado Los Procesos en la Edición de Libros, que son los programas más exitosos y con resultados visibles en el día a día de la industria editorial.

Es fundamental –coincidieron los Consejeros– que se parta de la premisa de qué se busca con el Centro, dentro de la filosofía de la Cámara y su función primordial, ante sus agremiados y la comunidad de la red de valor del libro y las publicaciones periódicas.

Este Consejo funcionará con total libertad y sus resultados se integrarán en el plan maestro del Centro de Innovación y Formación Profesional de la CANIEM.
Fernando Macotela Vargas, director de la Feria Internacional del Libro del Palacio de Minería (FILPM), aseguró que “México no es una nación de salvajes, sino un hervidero de talento y creatividad”, al anunciar que su edición 38 se llevará a cabo del 23 de febrero al 6 de marzo, con Querétaro como Estado Invitado.

Al dar a conocer el programa, el promotor de la lectura en México destacó que a lo largo del encuentro, que cuenta con presentaciones de libros y revistas, así como talleres y actividades infantiles, se realizarán las actividades del Estado invitado,
la celebración y conmemoración de centenarios y efemérides, y las Jornadas Juveniles.

De acuerdo con Macotela, se recordará el centenario del nacimiento de Juan Rulfo (1917-1986), Margarita Michelena (1917-1998), Arthur C. Clarke (1917-2008), Augusto Roa Bastos (1917- 2005), Heinrich Böll (1917-1985), y de Ernesto de la Torre Villar (1917-2009), así como el bicentenario del nacimiento de Ramón de Campoamor (1817-1901).

In memoriam, añadió, se rendirá homenaje a Yves Bonnefoy (1923-2016), Luis González de Alba (1944-2016), Guillermo Samperio (1948-2016) y a Ignacio Padilla (1968-2016); al lamentar la reciente muerte del escritor Eusebio Ruvalcaba (1951-2017), mencionó que se le recordará con un pendón en la feria.

De la misma manera, la filpm tiene previstas actividades con motivo de los 90 años de Federico Álvarez (1927), 80 años de Enrique Florescano(1937), 80 de Margarita Peña (1937), 80 de Miguel Sabido (1937), 70 de Antonio Deltoro (1947), 70 de Bárbara Jacobs (1947), 70 de Enrique Krauze (1947), y también 70 del filósofo Fernando Savater (1947).

Por su parte, Carlos Anaya Rosique, presidente de la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana (CANIEM), señaló que esta institución “lucha con creatividad para llenar los anaqueles de las librerías de toda la geografía nacional con libros que puedan satisfacer el gusto, las necesidades y curiosidad de todos los lectores. No podemos detenernos: tenemos una cultura que podemos presentar con orgullo a todo el mundo. Es nuestra mayor arma contra los fundamentalismos de todo tipo”.

Respecto a su participación en la filpm, informó que desde hace varios años ha sido un apoyo en la organización y buena marcha de ese encuentro. “Cada año nos gusta estar y ser parte de esta fiesta”, subrayó Anaya Rosique al recordar que en 2016 los editores reportaron la venta de alrededor de 250 mil ejemplares en Minería y una facturación de alrededor de 20 millones de pesos, cifra que no ha cambiado en los últimos cinco años.

“Todas las editoriales, grandes y pequeñas, hacen un esfuerzo muy importante por estar aquí, para que los lectores conozcan sus fondos, sus propuestas de contenidos. La situación económica del país, el tipo de cambio, los altos costos de los insumos son, entre otros, una amenaza para la existencia de los espacios de convivencia, de comercialización, de intercambio cultural como este. Las políticas de “racionalización económica” impiden que se reconozca a la cultura como un bien, como industria cultural, generadora de bienes intangibles y, por tanto, que quieran que corran la misma suerte de ganancias netas, de beneficios monetarios”.

La FIL Minería –aseguró el Presidente de la CANIEM– tiene como vocación la universalidad de la institución educativa: propiciar siempre el encuentro plural, de amplia convocatoria, donde se den cita todas las posibilidades de lectura, todos los tipos de lector; un generador de debate, de ideas. La FIL Minería debe privilegiar el valor intangible de su acción por sobre otros criterios.

Querétaro, se informó, se hará presente con casi 150 actividades, de las cuales 87 serán presentaciones editoriales, 23 talleres, 10 conferencias, siete lecturas dramatizadas, dos conciertos y un recital en vivo.

El profesor Rafael Mata Salinas, director de Educación Artística y Servicios Culturales de la Secretaría de Cultura del Estado de Querétaro, adelantó que el programa que traerá a la capital tendrá dos ejes: La obra y figura de Juan Rulfo, escritor de gran presencia en esa entidad, y el centenario de la Constitución Política de 1917.

Incluso, dijo, el pabellón que ocupará en el Palacio de Minería tendrá muros intervenidos con imágenes alusivas a ese documento y a los personajes que le dieron forma y vida, como es el caso de Venustiano Carranza, primer jefe constituyente, y además ahí se realizarán actividades literarias sobre temas históricos, de artes visuales e infantiles.






 

Con la presencia del secretario de Educación del Estado de Coahuila, Jesús Ochoa Galindo, en representación de Rubén Moreira Valdez, gobernador del Estado de Coahuila, se presentó a los editores la XXFeria Internacional del Libro en Arteaga, una de las actividades culturales tradicionales del norte de México.

Carlos Anaya Rosique, presidente de la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana (CANIEM), dio la bienvenida al funcionario de Coahuila, quien estuvo acompañado por Ana Sofía Gracía Camil, secretaria de Cultura de la entidad, y Juan Salvador Álvarez, director estatal de Fomento Editorial y Literatura.

Estuvieron también presentes en el acto, Juan Ponce León, director general de la caniem, y Juan José Salazar, coordinador de la Comisión de Ferias, Prácticas Comerciales y Desarrollo de Puntos de Venta de la Cámara.

El Secretario de Educación de Coahuila agradeció, en nombre del gobernador, la invitación para presentar en las instalaciones de la caniem la XX Feria Internacional del Libro en Arteaga. Jesús Ochoa resaltó, en principio, tres grandes líneas de trabajo que serán la guía para el 20 aniversario de la FILA.

“Lo primero es que este año la CANIEM se hará cargo de la venta de los espacios, que será una ventaja para todos ustedes, que podrán tener mejores lugares con precios preferenciales. La segunda ventaja es que haremos la contratación de un flete consolidado,para llevar la mercancía a la ciudad de Saltillo y de ahí a Arteaga. Como tercer punto, dado que la feria se hace en las instalaciones de la Universidad Autónoma de Coahuila –la más importante del Estado–, las editoriales tienen la posibilidad de hacer ahí actividades de promoción de sus libros, dentro del programa de la fila”.

En su oportunidad, Ana Sofía García, secretaria de Cultura, aseguró que la FILA se ha convertido en una de las ferias más importantes del norte del país. La feria empezó, hace 20 años, en el estacionamiento de un museo; ha crecido y se ha consolidado. El año pasado –aseguró la funcionaria— recibieron más de 200 mil asistentes. “Tenemos la ventaja de que, además de los visitantes del Estado, vienen de entidades colindantes como Monterrey, Durango y Saltillo”.

Juan Salvador Álvarez fue el encargado de explicar a los editores las características de la FILA. En principio, comprende un espacio de más de 12 mil metros y este año tendrá como ejes temáticos los derechos humanos y la equidad de género. El funcionario informó que el país invitado en esta edición es Francia, y el Estado invitado de honor, Yucatán.

“Este año, además, tendremos dos instituciones invitadas de honor: el Instituto Nacional Electoral, que participa con toda una serie de actividades de formación ciudadana; y el Colegio de México, una institución académica con amplio reconocimiento en el país. Quiero comentar que, si bien la mayoría de los visitantes a la feria son estudiantes, sucede que los fines de semana esto replica en las familias. Hemos trabajado para que la fila se convierta en un paseo familiar, que permita la integración a las actividades culturales y el acceso a todos los servicios, desde alimentos, áreas de descanso, etcétera”.

El director estatal de Fomento Editorial y Literatura comentó también como un hecho relevante el crecimiento de la fila en cuanto a fomento a la lectura. Resaltó el crecimiento de 300% del área infantil. Además, este año integrarán una sección de venta especial para libros infantiles y juveniles.

La XXFeria Internacional del Libro en Arteaga se realizará del 28 de abril al 8 de mayo. Para mayores informes comunicarse con Lilia Ponce al teléfono 5688 2011 ext. 717 o al correo: ferias@caniem.com

 

Por lo generoso que puede ser dedicar tiempo personal y profesional a las actividades de y para la industria, cada año, desde 1984, la Cámara otorga el Premio CANIEM al Mérito Gremial, con el fin de reconocer a los editores afiliados que se han distinguido "por su militancia y actividades dirigidas a la consolidación del prestigio y buen nombre de la industria editorial de nuestro país y de la propia Cámara".

Las bases consideran la recepción de candidaturas en la Cámara, por escrito, hasta el viernes 3 de marzo de 2017, considerando que la LIII Asamblea General Ordinaria Anual de Afiliados será el martes 28 del mismo mes.

La documentación deberá entregarse en sobre cerrado, con currículum del postulado y una carta con los fundamentos de la candidatura.

Todos los afiliados pueden proponer candidaturas: son sujetos de la misma los afiliados que no sean miembros del Consejo Directivo en funciones o que hayan sido miembros del mismo el año inmediato anterior, como tampoco funcionarios del sector público sectorizado o descentralizado en funciones ni los recipiendarios de años anteriores.

El premio consiste en una medalla y diploma, y la inscripción de su nombre en la "Estela al Mérito Gremial" en una placa alusiva, la cual será develada en ceremonia especial en la misma fecha de la Asamblea anual.

El Premio es la manera en la que el Consejo Directivo de la Cámara estima justo y oportuno dar testimonio público de su reconocimiento a los miembros que contribuyen con sus conocimientos, experiencia y trabajo "al mejor cumplimiento de las funciones de la institución".

Entre quienes lo han recibido se encuentran decanos de la edición como industria y como profesión: Antonio Ruano, Jorge Velasco Félix, Jesús Galera, Julio Sanz, Ángeles Aguilar Zínser, Aldo Falabella, Hugo Setzer, Juan Arzoz, Patricia van Rhijn, Arturo Ahmed, Porfirio Romo Lizárraga y Luis Castañeda, por mencionar sólo algunos.

Para mayor información, contacte a Ángela Díaz al 5688-2011.
La Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana (CANIEM) anuncia el ajuste a las tarifas de afiliación 2017 para sus agremiados y nuevos miembros.

Con base en el artículo 11 de los estatutos de esta Cámara, las cuotas son calculadas sobre el monto de los ingresos netos propios de la operación, el cual se acredita con una copia de la declaración anual del ejercicio inmediato anterior o de la última declaración anual presentada o con una carta del representante legal de la empresa que certifique los ingresos anuales netos del ejercicio anterior.

Los grupos empresariales integrados por dos o más empresas pagan completa la cuota de afiliación de la empresa a la que le corresponde la cuota más alta, mientras que las empresas del grupo restantes pagan sólo el 50% de la aportación que les toca. Por otra parte, las personas morales que no realicen actividades de comercialización de sus publicaciones pagarán la cuota del Grupo 3, salvo las que agrupen a personas morales o físicas que tengan como actividad exclusiva o preponderante, la edición de libros o de publicaciones periódicas, ya que éstas últimas deberán afiliarse a la Cámara individualmente.

Asimismo, las personas morales con fines no lucrativos que efectúen la comercialización de sus publicaciones, considerarán como base para el pago de su cuota de afiliación anual los ingresos provenientes de dicha actividad. Por último, recordemos que las personas físicas o morales con carácter de adherentes pagarán las cuotas ordinarias y extraordinarias que les fije el Consejo Directivo.
La Feria Internacional del Libro del Instituto Politécnico Nacional es uno de los eventos culturales más importantes para esta institución de educación superior. Así lo comentó el director general del Instituto Politécnico Nacional, Enrique Fernández Fassnacht, en la conferencia de prensa donde anunció que en 2017 la feria se realizará del 25 de agosto al 3 de septiembre próximos, con Japón como país invitado de honor.

En el acto celebrado en el Salón de Exrectores de la unidad Zacatenco, estuvieron presentes el embajador de Japón en México, Akira Yamada, el presidente de la CANIEM, Carlos Anaya Rosique y Adán Cruz Bencomo, director editorial y de la feria del IPN.

El embajador Akira Yamada dijo sentir una gran alegría al ver el estado que guardan las relaciones entre Japón y México. "Cada vez son más sólidas porque más mexicanos visitan Japón, por su arte y cultura, por su historia y tecnología, a la vez que más japoneses ven en México un punto turístico, hermoso país para vivir y espacio para estudiar y aprender".

Yamada aseguró que es un gran orgullo ser el país invitado de honor en la Feria Internacional del Libro del Instituto Politécnico Nacional, evento en el cual dictará una conferencia magistral sobre inteligencia artificial.

El Embajador del país asiático exhortó a los mexicanos a creer y confiar más en México, al tiempo que ponderó una lista de campos de desarrollo, como el arte y la cultura, en los que el país puede conquistar en el mediano y largo plazo "enormes éxitos y una grandeza de proporciones considerables".

El diplomático compartió su sorpresa por que, si bien los inversionistas de los más diversos países han depositado su confianza para traer sus empresas y capitales, y los artistas y creadores artísticos han determinado desarrollar aquí sus carreras enmarcadas en alguna o varias de las Bellas Artes, "cómo es posible que todavía algunos mexicanos no confíen en México".

En ese marco, se dijo "cautelosamente optimista ante el futuro que podría esperar tanto a Japón como a México ante los cambios políticos en el mundo, y consideró que México tiene arte, cultura, historia, ciencia, tecnología y otras áreas en las que bien puede sustentar el despegue de su potencial, además de sus recursos naturales y humanos".

Dentro del mismo evento, cuyo objetivo es también contribuir al desarrollo de la educación de la comunidad politécnica tanto como del público en general, la representación de ese país asiático ofrecerá un mosaico de manifestaciones culturales, conciertos de música tradicional, su línea editorial y una videoconferencia con un sobreviviente de Hiroshima.

Por su parte, Adán Cruz, director editorial y de la Feria Internacional del Libro del IPN, informó que será en marzo cuando la institución dé a conocer el programa oficial del encuentro, mismo mes en que serán publicadas las bases de participación en la feria.
Una industria fuerte resulta del trabajo cotidiano de sus miembros, de su esfuerzo diario y de lo extraordinario que puede ser su aportación a la construcción de gremio, un concepto que va más allá de la industria.

Por lo generoso que puede ser dedicar tiempo personal y profesional a las actividades de y para la industria, cada año desde 1984, la CANIEM abre su convocatoria al Premio CANIEM al Mérito Gremial, para los editores afiliados que se han distinguido "por su militancia y actividades dirigidas a la consolidación del prestigio y buen nombre de la industria editorial de nuestro país y de la propia Cámara".

Entre quienes lo han recibido se encuentran decanos de la edición: Antonio Ruano, Jorge Velasco Félix, Jesús Galera, Julio Sanz, Ángeles Aguilar Zínser, Aldo Falabella, Hugo Setzer, Juan Arzoz, Patricia van Rhijn, Arturo Ahmed, Porfirio Romo Lizárraga y Luis Castañeda, por mencionar sólo algunos.

El Premio es la manera en la que el Consejo Directivo de la Cámara estima justo y oportuno dar testimonio público de su reconocimiento a los miembros que contribuyen, con sus conocimientos, experiencia y trabajo, "al mejor cumplimiento de las funciones de la institución".

Las bases consideran la recepción de candidaturas en la Cámara, por escrito, al viernes 3 de marzo de 2017 inclusive, considerando que la liii Asamblea General Ordinaria Anual de Afiliados será el martes 28 del mismo mes. La documentación deberá entregarse en sobre cerrado, con currículum del postulado y una carta con los fundamentos de la candidatura.

Todos los afiliados pueden proponer candidaturas: son sujetos de la misma los afiliados que no sean miembros del Consejo Directivo en funciones, que no hayan sido miembros del mismo el año inmediato anterior, ni funcionarios del sector público sectorizado o descentralizado en funciones, ni los recipiendarios de años anteriores.

El premio consiste en una medalla y diploma, y la inscripción de su nombre en la "Estela al Mérito Gremial" en una placa alusiva, la cual será develada en ceremonia especial en la misma fecha de la Asamblea anual.

Para mayor información, contacte a Ángela Díaz al 5688-2011.
Para 2017, dado el contexto internacional y los ajustes en las finanzas públicas nacionales, el semestre enero-junio será de retos y esfuerzos, dado que ya se había registrado disminución en la producción (–4.7%), así como en la facturación (–6.5%) respecto del mismo periodo de 2015.

En noviembre pasado, en conferencia de prensa en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, Carlos Anaya Rosique, presidente de la CANIEM; Jesús Galera Lamadrid, coordinador de la Comisión de Estadística; e Ignacio Uribe Ferrari, consejero de la CANIEM y asesor de la misma Comisión, expusieron que el primer semestre de 2016 no fue de los mejores para los editores del sector privado, debido a los decrementos identificados al comparar sus estimaciones con las del mismo periodo de 2015.

Así lo muestra un ejercicio estimado que elaboró la Coordinación de Información Estadística de la CANIEM. El informe definitivo se presentará más adelante. Con base en la estimación, el número de ejemplares producidos entre enero y junio de 2016 presentó una reducción promedio de 4.7%. Sólo el subsector correspondiente a las editoriales de libros de texto presentó una variación positiva con un aumento del 0.3%.

De igual manera, se consideró que el número de libros vendidos se ha reducido en 7.6%, siendo el subsector de libros científicos y técnicos el más afectado.

En cuanto al valor de facturación, se tuvo una percepción de que se redujo 6.5% respecto al primer semestre de 2015; resalta la caída en la venta de libros de interés general. De manera significativa, el formato digital presentó un caso contrario, pues la facturación 2015 de libros digitales alcanzó los 97 millones de pesos, lo que representó un incremento de 123% comparando con el año anterior.

Dado este crecimiento, se pensaría que este formato puede ser un área de oportunidad en un escenario adverso.

En el marco de la 36 Feria Internacional del Libro Infantil y Juvenil, se presentó el Catálogo Libros para Todos, un compilado de textos de 30 sellos editoriales que participan en el Comité de Libros Infantiles y Juveniles (COLIJ), de la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana (CANIEM).

El Cátalago Libros para Todos se puede consultar  AQUÍ

Este catálogo digital está conformado por más de 400 títulos en los que la temática transversal es la inclusión. Así lo comentó Ixchel Delgado Jordá, presidenta del COLIJ durante el acto de presentación, en el que también participaron Azucena Galindo, directora general de IBBY México a Leer;  Martha Riva Palacio Obón, escritora y artista sonora;  y Susana García, integrante del COLIJ y colaboradora de editorial Combel.

El Catálogo, aseguró Ixchel Delgado, contiene libros en Braille, audio libros, textos en lenguas originarias, literatura infantil y juvenil, libros especializados para investigadores, padres de familia, maestros, y para aquellas asociaciones que están dedicadas a apoyar a personas con discapacidad.

En su oportunidad, Azucena Galindo reconoció el trabajo del COLIJ en la conformación del Cátalogo Libros para Todos. Aseguró que el trabajo de este Comité de la CANIEM, se ha ganado un espacio muy importante. Este catálogo, dijo, tendrá aún mayor sentido cuando sea consultado por mediadores, bibliotecarios, promotores y padres de familia; por personas que trabajan en una condición de vulnerabilidad.

“Ojalá llegue el momento en la historia en que no tengamos que hacer esta distinción para referirnos a las minorías o personas vulnerables.  Lo ideal sería que la palabra todos contenga y recoja a todas las personas, seamos de donde seamos, creamos en lo que creamos y tengamos o no alguna discapacidad. Creo que la literatura, la experiencia lectora, pueden ser vehículo útil para llegar a esta utopía”.

Por su parte, la escritora Martha Riva Palacio, celebró la elaboración del catálogo, que pone orden a un tema fundamental “la labor editorial que se hizo es muy acertada porque nos permite tener un panorama general, muy amplio de por dónde empezar a abordar el tema de la inclusión y la diversidad”.

La lectura –abundó la escritora—es a fin de cuentas la experiencia del otro. Lo más importante de la literatura es que te permite ser alguien que tal vez no podrías ser en otro momento. “La lectura es una cuestión mágica, que yo creo que por eso la literatura ha acompañado a las grandes revoluciones sociales y culturales de la historia, tal vez porque la literatura nos permite soñar en ser diferentes. Por eso es muy importante que se haga un catálogo que está apostando por la diversidad, por decir que hay muchas formas de contar diferentes temas, como el abuso, el bulling; también incluir diferentes lenguajes, no nada más el escrito. Aproximarnos a todos esto nos enriquece. Este catálogo es muy acertado porque estamos en un momento en el cual podemos caer en el riesgo de tener ‘un solo relato’. La xenofobia, la negación al otro, el ataque a lo que es diferente viene de esta necesidad, de querer imponer un solo relato de la realidad, una sola visión de las cosas”.

Para Susana García, integrante del COLIJ y colaboradora de editorial Combel, hacer un catálogo con la temática de la diversidad tuvo todo un proceso. “No esperábamos que hubiera tantos libros que se refirieran a esta temática, que ayudaran a las personas con capacidades diferentes. Esa sorpresa se fue transformando en algo apasionante. Hacer el catálogo fue una tarea apasionante porque nos dimos cuenta que ese rechazo al diferente fue lo que nos hizo voltear a ver un fenómeno creciente. Somos seres humanos, con diferencias culturales, pero todos tenemos sueños, ambiciones. Este granito de arena que hizo el COLIJ, es un parteaguas para que el día de mañana esto continúe. La intención es que esta herramienta sea de utilidad”.

Este 29 de noviembre, en conferencia de prensa, la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana presentó su plan para el Centro de Innovación y Formación Profesional de la Industria Editorial, en el marco de la 30ª Feria Internacional del Libro de Guadalajara. Se trata de un Centro especializado en materia de formación de recursos humanos, así como para el apoyo y fomento a la innovación de la industria,en todos los procesos productivos de la cadena de valor del libro y las publicaciones periódicas.

Julio Sanz Crespo, expresidente de la CANIEM, comentó que a lo largo de su historia, la Cámara ha ejercido un papel fundamental en la formación profesional de quienes integran la cadena de valor del libro y las publicaciones periódicas, poniendo al alcance de la industria, y de la sociedad en general, cursos, talleres, diplomados, seminarios y conferencias especializadas.

“Los requerimientos de la industria en materia de formación de recursos humanos, en constante cambio, han demandado que la CANIEM alinee su oferta académica a la par. Asimismo, hemos complementado nuestros servicios desde el año 2014, ofreciendo la certificación de competencias para  tres estándares: Promoción de la Lectura, Venta de libros en librería y Compra de libros para librería, avalados por el Consejo Nacional de Normalización y Certificación de Competencias Laborales (CONOCER), organismo dependiente de la SEP”.

Aunque estos esfuerzos han dado resultados para el dinamismo del sector editorial, consideró, la oferta de servicios debe ser mejorada, ampliada y modernizada para estar a la altura de los retos que los editores enfrentan en diversos ámbitos. “Por ello, el día de hoy, con mucho entusiasmo y compromiso, tengo el agrado de anunciar el inicio de un importante proyecto para crear el Centro para la Innovación y la Formación Profesional de la Industria Editorial. Este proyecto estará soportado por la oportuna adquisición de un inmueble contiguo a la Cámara, que fue posible con la generosa aportación extraordinaria que los afiliados hicieran durante el año 2015”.

Con ese punto de partida, se formó un Grupo de Trabajo para la construcción de este Centro, el cual ha venido desarrollando desde marzo de 2106 la configuración del proyecto. Lo definen cinco componentes fundamentales:

  1.  El rediseño de la oferta académica, tanto en alcance como en contenidos, para conformar un programa académico estructurado único en América Latina.
  2. La creación de servicios de apoyo a la innovación en las empresas editoriales, tanto en la facilitación de metodologías, como en la gestión de recursos financieros de inversión.
  3. La creación de un centro de documentación e información estadística del sector.
  4. El diseño de los procesos y la organización a través de los cuales el Centro prestará estos servicios, y mantendrá una oferta académica de vanguardia.
  5. El proyecto arquitectónico para el acondicionamiento del inmueble que alojará al Centro, con equipamiento moderno que facilite los procesos de enseñanza presencial y a distancia.

El proyecto se llevará a cabo en etapas. En primera instancia se desarrollará la oferta académica de Formación Profesional en todas las materias: producción, edición, comercialización, mercadotecnia, distribución de contenidos, entre otras.

Julio Sanz hizo también un atento llamado a todos los integrantes de la industria a sumarse a este esfuerzo. “Sin duda redundará en beneficio de todos, así como en el fortalecimiento de la cultura del libro y las publicaciones periódicas en todo el país. Este llamado es a mantener el liderazgo de la industria editorial mexicana en el mundo de habla hispana, con un Centro que tendrá el perfil para incursionar incluso en los mercados de Latinoamérica; esa es nuestra apuesta”.

El pasado 29 de noviembre de 2016, en el marco de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara,  la Comisión
de Estadística de la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana (CANIEM) presentó los principales indicadores del sector editorial privado en México del año 2015, y por primera vez, los avances de los indicadores de 2016, correspondientes al primer semestre.

En 2015, los editores del sector privado registraron una producción de 145 millones 195 mil 723 ejemplares, lo que significó un incremento de 2.6%. El aumento se observó en la producción para CONALITEG y para mercado abierto, con 2.3 y 1.4 millones de ejemplares más, respectivamente. Este incremento en la producción se percibe principalmente porque la actividad se recupera de la reducción de 2.9% registrada en 2014; sin embargo, no se restablece al nivel de producción registrado en 2013, que fue de 145.7 millones de ejemplares.

En conferencia de prensa en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, Carlos Anaya Rosique, presidente de la caniem; Julio Sanz Crespo, asesor de la CANIEM; Jesús Galera Lamadrid, Coordinador de la Comisión de Estadística; e Ignacio Uribe Ferrari, Consejero de la CANIEM y asesor de la misma Comisión, expusieron que el primer semestre de 2016 no ha sido mejor para los editores del sector privado, debido a que, al comprarse sus estimaciones con las del mismo periodo de 2015, se han notado decrementos.

Así, el número de ejemplares producidos entre enero y junio de este año presentó una reducción promedio de 4.7%. Sólo el subsector correspondiente a las editoriales de libros de texto presentó una variación positiva con un aumento del 0.3%. De igual manera, se consideró que el número de libros vendidos se ha reducido en 7.6%, siendo el subsector de Libros Científicos y técnicos el más castigado. En cuanto al valor de facturación, se tuvo una percepción de que se redujo 6.5% respecto al primer semestre de 2015; resalta la caída en la venta de libros de interés general.

De manera significativa, el formato digital presenta un caso contrario, pues la facturación 2015 de libros digitales alcanzó los 97 millones de pesos, lo que representó un incremento de 123% comparado con el año anterior.

La aportación de las ediciones digitales a la venta total fue de 0.9%, lo que significó un incremento de más del doble en la distribución porcentual, con respecto a 2014, que se traduce en un fuerte posicionamiento de este formato en la población. Con este incremento, el monto total de venta neta generado por los editores en 2015 creció a 10 mil 385 millones de pesos.

El presidente de la Cámara y los miembros de la Comisión de Estadística que lo acompañaron especificaron que para 2015 la producción se estimó en 308 millones de ejemplares, al sumar la correspondiente al sector privado con ladel sector público representado por la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuito (CONALITEG). La participación del sector privado en ese total es de 47.1%, y se compone de la producción dirigida al mercado abierto (32%) y la
producción que se destina a los programas de gobierno (15.1%), como libro de texto gratuito para secundaria, libros para el Programa Nacional de Inglés y el Programa de Bibliotecas.

Cabe recordar que la producción de CONALITEG comprende ediciones de libros de texto para preescolar, primaria, educación indígena, entre otras ediciones, que se distribuyen de manera gratuita en escuelas de educación básica.

Estimados colegas:

Estamos iniciando un año que se presenta difícil, con poca estabilidad cambiaria, dificultades económicas y descontento social, hechos que no pueden negarse. El panorama para el libro y las publicaciones periódicas no es el mejor y nos remite a otros tiempos ya vividos. Sin embargo, la experiencia acumulada a partir de esos momentos nos lleva a pensar en las alternativas. Hay crisis, que no necesariamente quiere decir fracaso; hay crisis y por tanto retos, imaginación, esfuerzo. Somos generadores y divulgadores de conocimiento, de reflexiones, de propuestas y alternativas, y debemos aprovechar ese bagaje para aplicarlo a nuestra industria. Necesitamos innovar, crecer, arriesgarnos y salir al mercado, al del país y al del extranjero, para decir quiénes somos, qué ofrecemos, qué proponemos. Somos una industria que da expresión escrita a la diversidad cultural del país, y ahí radica nuestra fortaleza. Nuestras alternativas para este año pasan por:

a. Lograr empresas fuertes, consolidadas en sus catálogos y en sus ventas, a través de una mayor difusión y posicionamiento en el país e insistiendo en la construcción de puntos de venta, en particular librerías, así como en la ampliación y abastecimiento de las bibliotecas públicas.

b. Insistir en la construcción de políticas públicas específicas para el desarrollo de la cultura escrita de nuestro país. Legalidad y derechos de autor, también deben estar en nuestros temas de discusión.

c. Promover la participación de editoriales y libreros en ferias nacionales e internacionales. Requerimos que se conozca la oferta editorial de cada uno.

d. Insistir en la formación y profesionalización de los actores del mundo del libro. El reto es muy grande  debemos coordinar todas las iniciativas, hoy dispersas.

e. Fortalecer el trabajo gremial invitando a todos aquellos que por diversas razones no han encontrado espacios de expresión y representación. La Cámara es de todos, debe cubrir a todos, representar a todos, ser su voz.
En fin, va esta carta con el agradecimiento del Consejo Directivo, y el mío en particular, por su apoyo durante el año que acaba de terminar y mi oferta de redoblar el esfuerzo en este año que comienza.

Muchas felicidades,
Carlos Anaya Rosique
Presidente del Consejo Directivo
Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana